La policia saudí ha iniciado una redada contra los que critican a Israel en las redes sociales por las masacres que sus tropas cometen en Gaza. La represión se produce en medio de las conversaciones entre Riad y Tel Aviv para un acuerdo de normalización de relaciones diplomáticas.

Los saudíes dicen que el artículo demuestra que la perspectiva de normalización con Israel ha llevado a una mayor represión en el país.

Entre los detenidos se encuentra un ejecutivo que trabaja para una empresa implicada en Visión 2030, el proyecto económico emblemático encabezado por el príncipe heredero saudí, Mohammed Bin Salman.

La persona fue detenida por expresar opiniones “incendiarias” sobre la actual agresión de Israel a Gaza.

También ha sido detenida una personalidad de los medios de comunicación que, según Bloomberg, dijo que “Israel nunca debería ser perdonado” y una persona que llamó a boicotear los restaurantes de comida rápida estadounidenses en Arabia saudí.

“Esto expone las mentiras que rodean la posible normalización entre Arabia Saudita e Israel”, dijo Lina al-Hathloul, dirigente de una ONG. La normalización “se presenta como un tratado de paz entre Israel y los estados árabes. Pero no hay guerra entre Arabia Saudita e Israel. Entonces, lo que vemos es que en lugar de traer la paz, probablemente traerá al pueblo saudí más detenciones y persecución”.

En 2020 y 2021 Israel concluyó acuerdos de normalización negociados por Estados Unidos con Emiratos Árabes Unidos, Bahréin, Sudán y Marruecos. Desde entonces, ha persistido la especulación sobre un acuerdo similar con Arabia saudí (*).

En enero el príncipe Jalid Bin Bandar, embajador saudita en Londres, anunció que un acuerdo de normalización estaba cerca, aunque el gobierno de Riad suspendió las negociaciones encabezadas por Estados Unidos después de la agresión israelí contra Gaza.

El Ministerio de Asuntos Exteriores saudí afirmó en febrero que no se produciría ninguna normalización sin un alto el fuego en Gaza y avances hacia la consecución de un Estado palestino. Sin embargo, el secretario de Estado de Estados Unidos, Antony Blinken, ha dicho esta semana que Washington y Riad han llevado a cabo una intensa diplomacia durante el último mes para llegar a un acuerdo de normalización. “Creo que el trabajo que Arabia Saudita y Estados Unidos han hecho juntos bajo nuestros propios acuerdos está potencialmente muy cerca de lograrse”, dijo el domingo pasado en el Foro Económico Mundial de Riad.

La represión de la libertad de expresión, en particular la detención de personas por sus publicaciones en las redes sociales, ha sido una práctica común desde que en 2017 Mohammed Bin Salman se convirtió en príncipe heredero.

El gobierno no revela el número de personas detenidas ni las procesa a través del sistema judicial ordinario. Los detenidos comparecen ante un tribunal especial y son juzgados conforme a una ley antiterrorista en un simulacro de juicio.

Entre los detenidos por sus publicaciones en las redes sociales se encuentra Manahel Al-Otaibi, encarcelado desde noviembre de 2022 por publicaciones a favor de mayores libertades para las mujeres.

El estudiante de secundaria Manal Al Gafiri también cumple una condena de dieciocho años de prisión por publicar mensajes favorables a los presos políticos saudíes.

De manera similar, Salma Al Shehab, estudiante de doctorado de la Universidad de Leeds, en Reino Unido, fue condenada en 2022 a 34 años de prisión por publicaciones en redes sociales en las que exigía el respeto de los derechos humanos.

Semana de la Moda del Mar Rojo

Al mismo tiempo, la prensa oficial tapa la represión con una maniobra de distracción característica: organizando con la semana de la moda del Mar Rojo, donde los vestidos desfilarán por las playas.

Arabia Saudí acogió su primera semana de la moda el año pasado en Riad. El evento, que tuvo lugar en el distrito financiero Rey Abdullah del 20 al 23 de octubre, sentó las bases de la nueva capital de la moda de Oriente Medio.

El desfile tendrá lugar frente a la playa de la isla Ummahat del 16 al 18 de mayo en un resort de lujo. Contará con diseñadores locales e internacionales. Su objetivo es celebrar la fusión entre la estética tradicional saudí y el diseño contemporáneo de vanguardia.

Lo más destacado incluyó la participación de cien marcas sauditas, una iniciativa lanzada por la Comisión de la Moda para apoyar y promover los talentos locales emergentes.

Junto con la celebración de otros fastos, como la celebración de la supercopa española de fútbol, este tipo de eventos ayudan a encubrir la verdadera naturaleza represora del gobierno de Riad y su nueva política para convertir al país en un centro turístico y de negocios.

(*) https://www.middleeasteye.net/news/saudi-arabia-detains-people-anti-israel-social-media-posts-gaza-war

Tomado de mpr 21

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *